Lo último

Rumbo al IX Congreso Latinoamericano del Aerosol I Parte México, potencia global

El sistema en aerosol vive una etapa de crecimiento y desarrollo en el mundo,  ventajas como versatilidad, eficacia, practicidad, seguridad y compatibilidad ambiental, han propiciado su aceptación entre los consumidores. En 2014 la producción mundial alcanzó las 16,250 millones de unidades (mdu), mientras que en los tres lustros más recientes acumuló una tasa de crecimiento de 59%.

México se halla en sincronía con esta tendencia, a escala global se ubica entre los 10 fabricantes más importantes de aerosoles, con una producción estimada en 2016 de 584 mdu. A nivel regional, el país ostenta la tercera posición, sólo detrás de Argentina y Brasil.

La expansión del mercado nacional ha sido patente, entre el 2,000 y el 2015 registró una tasa de crecimiento acumulada de 206%. Los sectores más importantes son cuidado personal, insecticidas y cuidado del hogar, pues juntos representan más del 80% de la producción total.

En materia de responsabilidad ambiental, la industria mexicana ha exhibido un liderazgo en la eliminación de Clorofluorocarbonos (CFC´s) e Hidrocloroflourocarbonos (HCFC´s), sustancias agotadoras de la capa de ozono. Los esfuerzos a favor de la sustentabilidad le han valido el reconocimiento de la comunidad internacional.

Hoy, México se alista para ser anfitrión del IX Congreso Latinoamericano del Aerosol, encuentro que tiene previsto reunir –del 20 al 22 de septiembre en el World Trade Center de la Ciudad de México– a más de 500 empresarios y especialistas de la industria provenientes de los continentes americano, europeo y asiático.

En palabras del ingeniero Geno Nardini, presidente del Instituto Mexicano del Aerosol (Imaac) y de la Federación Latinoamericana del Aerosol (Flada): “el Congreso es un espacio para el análisis y la actualización en torno a los mercados, tecnologías, tendencias de consumo, innovación, seguridad, sustentabilidad, entre otros tópicos”.

De manera complementaria, la reunión es una plataforma comercial para “establecer alianzas estratégicas entre fabricantes y proveedores locales, regionales y globales; en resumen, es una oportunidad para incidir en el crecimiento y desarrollo de la industria del envasado de aerosoles en Latinoamérica”, asevera el líder de ambas organizaciones.

Transcurrió poco más de una década para que México se convirtiera en sede por segunda ocasión del Congreso Latinoamericano del Aerosol. En 2006, año en que organizó la VI edición, el país manufacturaba alrededor de 237 millones de unidades. Desde aquel entonces, la industria nacional ha experimentado transformaciones sustanciales.

 

Producción a la alza

 

En los últimos 10 años la industria del aerosol en México ha mostrado un crecimiento por demás vigoroso, a tal grado que en dicho período no sólo duplicó su producción, sino que superó con un margen importante la barrera de las 500 mdu. (Lámina 1)

Los sectores que integran el mercado, son: cuidado personal, insecticidas, cuidado del hogar, pinturas, aplicaciones industriales, diversión, otros, y medicamentos.

De acuerdo con el Imaac, en 2015 el mercado de aerosoles –que produjo 554 millones de unidades– se configuró de la siguiente manera:

          Sector Producción 2015

(millones de unidades)

Cuidado personal 334
Insecticidas 91
Cuidado del hogar 43
Pinturas 40
Aplicaciones industriales 22
Diversión 9
Otros 9
Medicamentos 6

Cabe destacar que el punto de partida para que el sector de cuidado personal asumiera la hegemonía, fue la instalación en 2011 de la planta de Unilever para la manufactura de desodorantes en aerosol. En ese año el sector fabricó 125.31 mdu; 12 meses después, registró 207.16 mdu. En 2015 alcanzó las 334 mdu. (Lámina 2)

 

Insertar lámina 2

 

En el caso de insecticidas, el ritmo de crecimiento ha sido consistente, sobre todo entre 2011 y 2015, donde pasó de 65.44 mdu a 91 mdu; cuidado del hogar ha seguido la tendencia, al pasar de 28.91 mdu en 2012 a 43 mdu en 2015. Otros sectores como pinturas y medicamentos también han mantenido un comportamiento alcista.

 

Enfoque en la innovación

 

La bonanza que registra la industria nacional es consecuencia de dos factores importantes: la detección de las necesidades de los consumidores y la satisfacción de estas de una manera innovadora. Desde esta óptica, existen varios frentes que así lo ejemplifican.

Uno de ellos son los envases, los cuales tienden a ser cada vez más ergonómicos, prácticos, ligeros y sustentables, sin olvidar los sistemas de dosificación que van en el mismo camino. En México, hoy en día la industria impulsa el uso del sistema Bag on Valve (BOV), tecnología con múltiples beneficios.

Insertar imagen 3

El sistema BOV ofrece un aprovechamiento total del contenido, evita el contacto entre los ingredientes y el propelente, se activa sin importar el ángulo en el que se encuentre el envase, es amigable con el ambiente, tiene bajo nivel de inflamabilidad, y posee un amplio espectro de aplicaciones.

Otra tecnología que comienza a promoverse es el sistema de “compresión”, cuyo perfil beneficia la conservación del planeta. Su adopción permite fabricar productos en aerosol con el mismo contenido que uno convencional, pero con una reducción de gas propelente de 50% y el uso de envases de aluminio 30% más pequeños.

Este es el escenario en el México habrá de recibir a los industriales del aerosol de América Latina y de otras latitudes. El IX Congreso Latinoamericano del Aerosol está en puerta. Las expectativas de los organizadores en torno al encuentro regional son positivas.

 

Continuará…

¡Tu opinión cuenta!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

arrow
Translate »